Geek&Care: Tips Básicos de Maquillaje

Es fundamental saber maquillarse, sacarse partido, esconder las pifias, lo que no nos gusta, matificar algunas zonas, aunar el color y destacar las áreas que más te gusten de tu rostro. La idea es que no se note que llevas base, corrector etc. Que tu rostro se vea prístino sin mayor esfuerzo. Con los tips que verás a continuación, que por lo demás son sumamente sencillos te aseguro que lo lograras. Solo basta práctica y buenos productos.

Antes de empezar a maquillarnos el rostro debe estar perfectamente limpio e hidratado, por si se te olvido algún paso, lo puedes ver aquí.

El paso que viene a continuación, es opcional, ya que a mi juicio, es para ocasiones especiales, donde requieres verte espectacular o simplemente para aquellas que no les gusta maquillarse también pueden recurrir a esta opción. Estoy hablando de la Pre-base. Un producto maravilloso, que permite unificar la piel, ocultar poros dilatados, matificar y dar un toque de luz al rostro. Es muy fácil de aplicar, es una crema incolora que se distribuye por todo el rostro y cuello (no lo olvides, sino puedes quedar tristemente bicolor).

Luego debemos aplicar el corrector de imperfecciones para cubrir ojeras, espinillas, cicatrices u otra imperfección que este causándote algún ruido.

Cuando ya tenemos absolutamente todo “corregido”, podemos aplicar la base que debe ser lo más parecido a tu tono de piel. Insisto, la base debe ser una segunda piel, absolutamente imperceptible al ojo humano. Si quieres verte bronceada o con colorcito, existen polvos bronceantes que se aplican sobre la base una vez finalizado todo el proceso.

Si quieres agrandar tu ojo, delinealo por fuera con un lápiz delineador y difumina para suavizar la mirada. Si al contrario quieres disminuirlo, delinéalo por dentro. Si te gusta aplicar sombras de ojo, en el día puedes optar por colores traslucidos, sombras liquidas o mousse y si quieres un maquillaje de noche, puedes exacerbar el delineado y  recargar más la sombra de ojos.

El rubor, a mi juicio, también es opcional, hay niñas más paliduchas que otras, algunas se sonrojan con más facilidad que otras y claramente no necesitan rubor. A mí me gusta usar rubor en invierno, un toque discreto en las mejillas levanta el rostro y devuelve el aliento de vida que nos roba el invierno. El rostro cambia, se ve más saludable y feliz. Como digo, es cosa de gustos. Si quieres aventurarte en la aplicación, no te compliques la vida, solo sonríe y aplica la cantidad que desees en las manzanitas de las mejillas, en la parte más levantada del pómulo y listo, la cara de poto se va en un instante.

Si tu rostro es mixto a graso, lo ideal es sellar el maquillaje con polvos sueltos para eliminar cualquier exceso de brillo. Si quieres verte más bronceada, como lo comentamos más arriba, no apliques rubor y reemplázalo por polvos bronceantes. Ojo con la cantidad, no querrás verte como Kenita…

El color de los labios dependerá exclusivamente de cuan recargados estén tus ojos. Si el maquillaje en esos es suave, puedes colorear tus labios con un tono avasallador. De no ser así, suaviza tus labios con un gloss traslucido y dale todo el protagonismo a tus ojos.

 

Estos fáciles tips te ayudarán a mejorar tu maquillaje!

Facebook Comments
No hay comentarios aún

Deja una respuesta

Tu correo no será publicado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.