Sao Paulo, Brasil

En Brasil no todo es carnaval, fútbol, samba, capoeira y playa…no, y para demostrarlo existe Sao Paulo.

Sao Paulo, en mi opinión, es lejos una de las ciudades más «Chic» de Sudamérica, la ciudad es enorme, con más de 11 millones de habitantes, es -como ellos mismos la llaman- «la Ciudad que No Para«, casi todo esta abierto las 24 horas,el menú cultural es uno de los más grandes del continente (¡hay que entretener a la gente!), «Valet Parking» o «Estacionamiento personalizado» en casi todas partes al punto que te sientes como estrella de Hollywood, el «Sao Paulo Fashion Week» que es, nos guste o no, un importantísimo referente en el mundo de la moda en latinoamérica, el magnifico Parque Ibirapuera, uno de los principales pulmones de la loca y populada ciudad; donde el fin de semana se reúnen los «Paulistas» a hacer sus rutinas de ejercicios, con cuerpos y atuendos que dan envidia.

Los paulistan tienen un estilo de vida, en cuanto a moda, que sólo puedo describir como «Sex & the City, New York«, ¿cenar en casa? pffff ¡no! si se puede salir a cenar en la ciudad, que vale destacar, cuenta con una variedad gastronomica tan amplia que es como si el mundo entero se centrara en Sao Paulo, y sin embargo la Pizza es la comida preferida de los Paulistas (recomiendo Bráz), ¿no les digo? se parece a New York.

Los malls son bastante similares a los de Chile y por lo tanto no es nada nuevo, pero los verdaderos centros de compra, en barrios especializados son un verdadero lujo, todas las tiendas de diseñador más importantes del mundo se reúnen en estas calles, como la Avenida Oscar Freire, cada tienda con una inversión gigantesca en diseño y decoración, en muchas de ellas te sientes como en casa (o mejor) con atención personalizada, bebidas, snacks y todo lo que sea necesario para que el visitante y potencial cliente se sienta cómodo.

Hay tantos Spa y Salones de Belleza como hoteles, los precios van desde lo que podría traducirse en $3000 pesos Chilenos por una manicure simple hasta Dios sabe cuanto en lugares donde es muy probable que te encuentres con la «crème de le crème» del Jet Set Brasilero, y si tienes suerte, hasta con Madonna.

Caminar por las calles del centro de Sao Paulo (no les recomiendo tacones altos si van a caminar mucho pues las calles estan un poco dañadas..) se siente casi como estar en un desfile, las y los Brasileros de Sao Paulo se visten bastante bien, y no importa si es Diciembre o Julio, allí se vive y se viste como si fuera siempre verano.

Muchas de las cafeterías de la ciudad son también mini-pastelerías/chocolaterías en las que puedes darte un gusto junto a un delicioso café con bombones, brownies o alguna de las tantas delicias de la gastronomía Paulista.

Entre las cosas «out» de la ciudad, la primera a mencionar es el tráfico, es una pesadilla a toda hora, la humedad es también bastante alta casi durante todo el año y cuando llueve…¡Llueve!
Las calles peatonales, como mencionado, en general no están muy bien mantenidas y por lo tanto los tacones finos mueren pronto.

He aquí el Dato CHIC:

En Sao Paulo se encuentra una de las más grandes tiendas Melissa de Brasil, si aquellos zapatos de plástico que huelen a chicle. En la entrada de la tienda tienen animales gigantescos, la primera vez que fui era un elefante enorme, bajo el cual tenías que pasar para entrar a la tienda, y la última vez que fue era una jirafa. Una alfombra roja te da la bienvenida y dentro hay esferas transparentes que brotan de los lugares más inesperados, y que en su interior muestran algunos de los últimos modelos de la colección mas reciente.
ADVERTENCIA: Tengas o no la intención de gastar dinero, es imposible salir de la tienda con menos de 2 pares de maravillosos zapatos Melissa. La última vez salí con 3 pares y mi acompañante, una Brasilera que en su vida ha usado otros zapatos que no sean de cuero, salió de la tienda con el mínimo advertido: 2 pares. ¡Conste que han sido advertidas!

Todas las imágenes por Barbarella, excepto Sao Paulo Fashion Week.

Facebook Comments
1 Comment
  1. Una ciudad muy genial!!! tiene de todo para divertirse, aprender y lo que a uno se le ocurra. Y como dato de alojamiento, recomiendo el Limetime Hostel… barato, entretenido y muy buena onda

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.